>
preloaders
Portada

También disponible:

ePub

6,99 €

978-84-206-7470-4

Ver

Más cerca

Martina Cole (autor/a)
Juan Castilla Plaza (traductor/a)

A los amigos hay que tenerlos cerca; a los enemigos, muy cerca; y a la familia, aún más cerca. Lily Diamond, una joven que ha crecido en un medio difícil, se une a Patrick Brodie, un cabecilla del hampa local que lleva sus negocios con mano de hierro. Juntos formarán uno de los clanes más poderosos de los ambientes turbios del cada vez más mestizo East End londinense de los años setenta. Tienen cinco hijos, a los que pretenden dar todo lo que ellos no tuvieron, sin importarles la forma de conseguirlo. La vida parece sonreírles cuando Patrick es asesinado por una banda rival. Con todo perdido, desamparada en un mundo peligroso en el que no se puede confiar en nadie, Lily tendrá que sacar adelante a su clan.

«Una lectura de extrema intensidad.»
The Guardian

«Martina Cole representa de alguna manera la venganza de los bajos fondos londinenses contra la City.»
L'Express

De origen irlandés y natural del East End, del que es una gran conocedora, Martina Cole es uno de los fenómenos literarios británicos de los últimos tiempos. Con un total de nueve millones de ejemplares vendidos, sus novelas han sido traducidas a las principales lenguas del mundo y algunas se han convertido en exitosas series de televisión en Gran Bretaña.

  • Colección: 13/20
  • Publicación: 31 de mayo de 2010
  • Precio: 11,50 €
  • I.S.B.N.: 978-84-206-6925-0
  • Código: 3466140
  • Formato: Estándar, Papel
  • Tamaño: 13 x 20
  • Páginas: 672
  • Edición: 01ª edición
  • Clasificación IBIC:
      Género policíaco y de misterio (FF)

También recomendamos

Portada
Oigo sirenas en la calle
McKinty, Adrian
Cuando Sean Duffy investiga un crimen, lo arriesga todo. Incluso la vida.Irlanda del No...
Portada
Chicas malas
Cole, Martina
La aparición del cuerpo sin vida de una prostituta, horriblemente mutilada y brutalmente ...
Portada
La habitación en llamas (AdN)
Connelly, Michael
No hay muchas víctimas que mueran una década después de que se cometa el crimen. Así pues...